DECLARACIÓN DE PRINCIPIOS

El Partido Dominicanos por el Cambio (DXC), es una organización política inspirada en los ideales trinitarios y en el ejemplo de cientos de hombres y mujeres que a través de la historia han ofrendado sus ideas y sus vidas en la búsqueda de un mejor porvenir para la República Dominicana.

Surge como una alternativa patriótica, democrática, nacionalista y con sentido humano  frente a la falta de respuesta a las necesidades fundamentales de los ciudadanos y ciudadanas dominicanos (as), que busca el desarrollo democrático, económico, social, ecológico e institucional de la República Dominicana, a través de la participación electoral para alcanzar el gobierno y  la representación de los mejores intereses de su ciudadanía a nivel nacional, provincial y municipal.

Nuestra VISIÓN, es lograr una República Dominicana libre de la miseria económica y social, que hoy en día obstaculizan el desarrollo, la felicidad y el progreso de la mayoría de sus habitantes.

Nuestra MISIÓN es la realización de una gestión pública dotada de un profundo sentimiento ético, transparente, eficiente, efectiva, participativa y representativa de los mejores intereses de los ciudadanos y ciudadanas dominicanos (as).

Todo ciudadano que ejerza la afiliación a este partido hace una aceptación expresa de los PRINCIPIOS aquí declarados, por lo que asume el deber de defenderlos en todo momento y circunstancia, los cuales quedan resumidos, aunque de ninguna manera limitados, como sigue a continuación:

  • Defensa de la Vida: Nuestro partido, enarbola la inviolabilidad de la vida humana. Promovemos una política a favor del derecho a la vida de todos los seres humanos y rechazamos de plano cualquier tipo de tortura y la pena de muerte.
     

  • Dignidad de la Persona Humana: Toda persona goza de una dignidad tal, que nos lleva a considerarla el fin último de nuestro pensamiento y accionar político. Respetamos, defendemos y promovemos en cualquier momento y en cualquier lugar todos y cada uno de los Derechos Humanos.
     

  • Libertad: Nuestro partido es un celoso guardián de la libertad de todos los ciudadanos. Nuestra institución sostiene que la libertad hace a los seres humanos responsables de sus actos, por lo tanto, promovemos la libertad con responsabilidad y la responsabilidad en la libertad.
     

  • Igualdad: Nuestro partido, lleva en sus cimientos más profundos el principio humano de la igualdad; de que todos somos iguales ante la ley.
     

  • Por lo tanto condena fehacientemente cualquier injusticia y toda situación que tienda a quebrantar la igualdad jurídica entre los dominicanos.
     

  • Búsqueda del Bien Común: Nuestro accionar político tiene como eje fundamental el Bien Común, entendiendo a éste, como el conjunto de aquellas condiciones de la dinámica social que permiten a los grupos y a cada uno de sus miembros conseguir más plena y fácilmente su propia perfección como seres humanos.

  • Sociedad Inclusiva: Nuestro Partido promueve e impulsa verdaderas políticas de inclusión social de los desempleados, los minusválidos, los ciudadanos reformados, los desvalidos, los indigentes, los envejecientes, las viudas, los enfermos y otros sectores víctimas de alguna forma de exclusión social, política, económica, étnica o religiosa.
     

  • Protección a la Familia: Nuestro partido, coloca a la familia en un lugar privilegiado en políticas públicas de Estado, por lo tanto promoverá su protección, estabilidad y su desarrollo como célula fundamental de la sociedad.
     

  • Defensa de la Soberanía Nacional: Creemos en una República Dominicana libre, soberana e independiente. Rechazamos con energía y firmeza cualquier intento de injerencia extranjera en los asuntos institucionales que le corresponden única y exclusivamente a la nación dominicana y sus poderes públicos legítimamente establecidos. Defendemos con celo la soberanía de la nación sobre sus territorios, los cuales jamás podrán ser reducidos de sus actuales dimensiones.
     

  • Respeto irrestricto a la Constitución: Nuestro Partido respeta la supremacía de la Constitución de la República, sus principios y valores. La división del Estado en los poderes Legislativo, Ejecutivo y Judicial debe funcionar como un sistema de contrapesos. Promovemos asimismo, de manera especial el fortalecimiento y profesionalización de los poderes Judicial y Municipal a todos los niveles. Consideramos un acto de sedición cualquier intento de socavar los principios republicanos que sustentan nuestro sistema político.
     

  • Salud: Nuestro partido considera el derecho a la salud como un derecho fundamental universal. Impulsamos una política de excelencia y eficiencia de los centros de salud públicos y privados. Promovemos la investigación científica en el área de salud siempre sujeta la ética, la moral y el respeto por la dignidad de la persona humana. Entendemos que el cuidado de la salud de los ciudadanos requiere de la cooperación de la sociedad para lograr las condiciones de convivencia que le permitan crecer y llegar a la madurez.
     

  • Seguridad Social: Nuestro partido considera de extrema importancia el fortalecimiento y expansión del sistema de seguridad social. Nuestro objetivo es que todos los ciudadanos cuenten con la protección de este sistema.
     

  • Educación: Estamos comprometidos con el mejoramiento continuo del nivel educativo de la población dominicana. Creemos que la familia es la primera y más importante escuela de cualquier persona, por lo tanto, a través de la política pública de familia se prioriza la educación ética, profesional y cívica de todos los ciudadanos. Cada escuela, cada liceo, colegio y universidad es un símbolo de desarrollo de la Patria.
     

  • Defensa del Medio Ambiente: Nuestro partido, es un decidido protector de los bienes naturales del territorio dominicano. Enarbolamos todos los principios consagrados en los convenios internacionales en procura de la protección al medio ambiente. Consideramos como delito grave contra la Patria cualquier intento de violentar las normativas medioambientales y, así mismo, consideramos que el desprecio por el medio ambiente es también un desprecio por la Dignidad de la Persona Humana misma.
     

  • Primacía del Trabajo: Consideramos como un derecho fundamental el acceso a un trabajo digno por parte de todo ciudadano, debiendo éste ejercerlo con honestidad, capacidad, seriedad y moralidad, por lo que al realizar este esfuerzo personal, en búsqueda del sostenimiento material de su propia persona y de los suyos, éste debe ser justamente remunerado. Luchamos por eliminar, de una vez y por todas, el problema de la explotación laboral infantil y cualquier tipo de esclavitud del ser humano.
     

  • Defensa del Derecho a la Propiedad Privada: Defendemos y promovemos el derecho a la propiedad privada. Entendemos que la ganancia, fruto de la propiedad privada, es útil sí, como medio, se orienta a un fin determinado que es el Bien Común. Somos la fuerza política de la innovación, la iniciativa y el espíritu empresarial responsable y solidario de la República Dominicana.

  • Vivienda: Nuestro partido, entiende que es un derecho fundamental de cada familia el contar con un techo en donde cobijar sus miembros. Nuestro partido, impulsa políticas públicas destinadas, de manera integral y conjunta con todos los actores del sector construcción, a reducir el déficit habitacional.

  • Economía Social de Mercado: Nuestro partido, promueve el modelo de economía social de mercado, basado en la búsqueda del equilibrio entre el interés colectivo y el particular por medio de una regulación del Estado conforme al Bien Común. Creemos en un Estado austero, esencialmente regulador de la actividad económica que incentive la competencia, desestimule el clientelismo, asumiendo así fundamentalmente la legítima defensa del interés nacional.

  • Industrialización y Desarrollo de la Producción Nacional: Impulsamos decididamente la diversificación y modernización de los procesos productivos rurales y urbanos en todo el territorio nacional, así como cualesquier iniciativa técnica, financiera o científica afines a este objetivo.

  • Desconcentración Territorial de la Inversión Pública: Proponemos una política de distribución mucho más equitativa de la inversión pública entre las provincias y municipios del país; bajo el entendido de que ello contribuye favorablemente a su crecimiento, población y desarrollo.
     

  • Incentivo al Ahorro Nacional: Procuramos una política fiscal equilibrada capaz de estimular favorablemente la iniciativa económica empresarial e individual. Preferimos abiertamente el ahorro interno como fuente primaria de financiamiento para las obras públicas. Rechazamos de plano toda política destinada al endeudamiento externo e interno por parte del Estado, exceptuando cuando ésta sea destinada a obras de inversión con retorno social y económico.

  • Fortalecimiento de la Seguridad Nacional: Reafirmamos nuestro interés en que tanto el Estado como los ciudadanos cuenten con una adecuada y efectiva política de seguridad y defensa nacional para afrontar los problemas contemporáneos que amenazan la vida de los habitantes del país. No vacilaremos en mantener debidamente equipadas, adiestradas y disciplinadas a las Fuerzas Armadas, la Policía Nacional y demás organismos de seguridad del Estado Dominicano con el fin de que sean capaces de cumplir con su rol en los tiempos actuales.

  • Estado y Comunidad: Consideramos que la persona humana debe desarrollarse en un marco en el que el Estado le dé la oportunidad de organizarse en comunidades sociales. Somos partidarios y promotores entusiastas de la creación de clubes deportivos, sociales y de recreación, organizaciones vecinales, empresariales, profesionales, científicas, culturales, religiosas, cooperativas y cualquier otra organización que promueva el desarrollo comunitario y estimule la solidaridad del ser humano.

  • Solidaridad Internacional: Sostenemos relaciones de amistad y cooperación mutuos con los Partidos políticos afines a nuestra visión y objetivos en todo mundo, muy en especial, en la América Latina. Somos impulsores de una verdadera Fraternidad Latinoamericana, como medio de hacer más significativa la voz de nuestros pueblos en la toma de las grandes decisiones mundiales.

Nuestro partido declara de manera formal y expresa que los presentes principios forman parte íntegra del Estatuto de nuestra organización política.